Press "Enter" to skip to content

¿No entendés nada de bitcoin y criptomonedas?: 22 claves para aprender a invertir fácil y rápido

Por estos días, el precio de cada bitcoin ronda los USD 58.000 (REUTERS/Dado Ruvic)
Por estos días, el precio de cada bitcoin ronda los USD 58.000 (REUTERS/Dado Ruvic)

¿Qué tecnología hace posible el bitcoin? La cadena de bloques, más conocida por el término en inglés blockchain, es un registro único, consensuado y distribuido en varios nodos de una red. En el caso de las criptomonedas, podemos pensarlo como el libro contable donde se registra cada una de las transacciones.

¿Qué es el BITCOIN y por qué es la criptomoneda más famosa? El bitcoin es una criptomoneda global, surgida en 2008, que no es controlada ni garantizada por ningún gobierno ni banco central. El bitcoin se basa en una tecnología de intercambios informáticos contables entre particulares que permite, de manera colectiva y segura, emitir la moneda, y que luego las personas puedan ahorrarla, intercambiarla o usarla para pagar.

¿Cuántos bitcoin existen en el mundo? Se trata de un activo escaso: fue diseñado para que existan solamente 21 millones de unidades, y esta característica ha llevado a numerosos expertos a clasificarlo como candidato a suplantar al oro como reserva de valor. Es decir, si todos quieren un bitcoin y el número disponible total es limitado, su valor será cada vez mayor. De hecho, en los últimos meses, distintas instituciones de las más importantes del mundo han decidido invertir parte de sus carteras en bitcoin en un movimiento que pareciera ciertamente posicionar al activo como potencial próximo medio para resguardar valor.

¿Cuándo sube y cuándo baja? La cotización depende estrictamente de la oferta y la demanda. Es el reflejo de los incontables precios pactados a cada momento entre quienes quieren comprar bitcoins y quienes desean venderlos. Por eso, y al no haber una autoridad interviniendo, su cotización puede volverse muy fluctuante.

El último libro de Gorodish (Mobilebook)
El último libro de Gorodish (Mobilebook)

¿Cuál es la diferencia entre el bitcoin y el dólar y por qué se está popularizando? El dólar no es neutral, el dólar es político y además no es escaso. El oro es neutral y es escaso. Bitcoin comparte todos estos atributos como reserva de valor, pero lo que suma, y es lo más interesante, es su fácil acceso y transporte. Al ser una moneda digital, cualquier persona del mundo puede adquirirla y no necesita de ningún tipo de intermediarios para lograrlo. Quienes están detrás de esta acción remarcan la imperiosa necesidad de concientizar sobre el uso que le damos al dinero que ganamos. Y es por eso que el bitcoin se presenta como una posibilidad real de ahorro y de puesta en valor no solo de nuestros activos, sino también de nuestro tiempo invertido a la hora de generarlos.

¿Compro dólar o compro cripto? Los argentinos estamos acostumbrados a ahorrar en dólares, pero dadas las circunstancias ya no es posible. En ese sentido, es recomendable para aquellos que quieren aventurarse a dar los primeros pasos en el ecosistema cripto comenzar por las criptomonedas estables que tienen su valor anclado al dólar estadounidense.

Una de las particularidades del mercado cripto en Argentina es que se mueve más volumen de dinero en stablecoins que en el mismísimo bitcoin. Las más conocidas son DAI, USDT y USDC. Estas criptomonedas se denominan estables porque conservan su precio sin altibajos.

Al tener una cotización ligada al dólar, estas stablecoins funcionan como una puerta de entrada ideal para los argentinos que desean escapar de las restricciones a la compra de moneda extranjera. Además de brindar la posibilidad de dolarizarse de una manera indirecta, otra de las ventajas que ofrecen las stablecoins es la posibilidad de generar intereses con tasas atractivas.

La cotización depende estrictamente de la oferta y la demanda. Es el reflejo de los incontables precios pactados a cada momento entre quienes quieren comprar bitcoins y quienes desean venderlos

Con lo cual, de una forma muy sencilla, no solo se puede resguardar el valor de nuestros ahorros, sino también tenemos la chance de generar ingresos pasivos como si se tratara de un plazo fijo, pero con la ventaja de que disponemos del dinero en todo momento sin ningún tipo de traba burocrática.

¿Cómo comprar bitcoin? Hacerlo es tan sencillo como ir al menú de compra de cada sistema e indicar cuántos de los pesos depositados se quiere convertir en bitcoins, o bien qué cantidad de bitcoin se desea. Tras dar la orden, la operación se realiza al tipo de cambio del momento y queda terminada en minutos. Y en la billetera, en vez de los pesos gastados, aparecen los bitcoins adquiridos. Es tan sencillo y similar como operar tu home banking.

¿Cuál es el monto mínimo para comprar? Las plataformas suelen imponer un monto mínimo de inversión entre 50 y 100 dólares. De esta manera se pueden adquirir bitcoins y también otros «criptoactivos» que fueron surgiendo en los últimos años. Uno de los alternativos más populares es Ethereum, con una lógica similar al bitcoin.

¿Dónde se pueden comprar? En exchanges, que son sitios que funcionan como una suerte de «casas de cambio» de criptomonedas: permiten abrir una especie de cuenta virtual o billetera a través de la cual se pueden comprar, vender o guardar bitcoins. En Argentina son varias las empresas que ofrecen este servicio.

¿Puedo comprar solo un bitcoin? No hace falta tener 50 lucas verdes para comprarte un bitcoin, ya que se venden de a 1.000 pesos, pero tenés que ver las comisiones que te cobran en cada caso, porque siempre a menor monto, mayores suelen ser las comisiones en proporción.

Monedas que ilustras otras criptomonedas, como Ethereum, Ripple y Litecoin (REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo)
Monedas que ilustras otras criptomonedas, como Ethereum, Ripple y Litecoin (REUTERS/Dado Ruvic/Illustration/File Photo)

Esta es otra diferencia notable con respecto al dólar u otras monedas. Lo mínimo que uno podría adquirir o intercambiar en una moneda es 0.1 centavos.

En cambio, el Bitcoin se divide en hasta 8 decimales. La unidad mínima que puede comprarse es 0.00000001 BTC.

Quiere decir que no necesitas comprar un Bitcoin, podés comenzar a invertir en su mínima expresión.

¿Cuánto me van a cobrar de costos y comisiones? Las “casas de cambio” digitales fijan, para las distintas operaciones o movimientos, comisiones y cargos que conviene tener en cuenta antes de empezar a invertir. Los valores y porcentajes varían bastante según el caso. Pero, en líneas generales, por ejemplo, al ingresar pesos en la billetera pueden descontar entre el 0,5% y el 6% del monto, dependiendo del método elegido (los depósitos en efectivo suelen tener las comisiones más elevadas).

Por cada compra o venta de criptomonedas, la comisión suele ser del 1%. Y retirar la plata de la billetera no suele tener un costo asociado, salvo que el método elegido sea llevársela en efectivo de un local.

¿Cuáles son los exchanges más famosos? Entre las plataformas más conocidas se encuentran: Huobi, Binance, Dsdaq, CryptoMarket y otros. Como primera medida, los sitios pedirán registrarse ingresando los principales datos personales. Luego pueden exigir verificar la identidad informada enviando una foto del DNI y luego tomando una selfie. Terminado esto, la billetera o wallet queda creada.

Las monedas digitales estables o <i>stablecoins </i>se presentan como el activo digital capaz de facilitar el comercio, las transferencias y desarrollo de una economía digitalizada, ofreciendo estabilidad de precios mediante el respaldo de un activo o varios de ello

¿Cómo agregar fondos a la cuenta? Lo siguiente será depositar en la billetera de criptomonedas los pesos que se desea invertir. Las principales plataformas aceptan hacerlo electrónicamente, a través de una transferencia desde la cuenta bancaria del inversor o desde billeteras virtuales como Mercado Pago.

¿Se pueden hacer depósitos en efectivo? Algunas “casas de cambio” ofrecen la opción de hacer depósitos en efectivo llevando los billetes a locales de redes de cobranza como Pago Fácil y Rapipago. Desde que se hace el depósito, la acreditación de los fondos en la billetera puede demorar 24 o 48 horas. Y a su vez las plataformas fijan límites a los montos que se pueden ingresar, según el método. Una vez que los pesos llegaron a la billetera, el ahorrista ya está en condiciones de adquirir bitcoins.

Advertencias

Si depositas en efectivo, tienes que asegurarte que puedas retirar la inversión en efectivo, sino al depositar en tu cuenta bancaria el capital y la ganancia obtenida de tu inversión, vas a tener que justificar los fondos. En cambio, si transfieres de tu cuenta a un exchanges y luego haces la operación inversa, tienes los fondos justificados.

– Luego, te quedará hablar con tu contador por tema ganancias.

¿Qué son las stablecoins? Las monedas digitales estables o stablecoins se presentan como el activo digital capaz de facilitar el comercio, las transferencias y desarrollo de una economía digitalizada, ofreciendo estabilidad de precios mediante el respaldo de un activo o varios de ellos. Actualmente, el dólar americano continúa siendo la moneda de reserva predominante y en menor medida el euro y el oro.

Una "granja" de minería de criptomonedas (REUTERS/Maxim Shemetov)
Una “granja” de minería de criptomonedas (REUTERS/Maxim Shemetov)

Un informe de la consultora PwC dice que las stablecoins han ganado fuerza ofreciendo lo mejor de ambos mundos: el procesamiento instantáneo y la seguridad y/o privacidad de los pagos de las criptomonedas y la valoración estable sin volatilidad de las monedas fiduciarias.

Numerosas instituciones privadas y públicas, como los bancos centrales de grandes países, se encuentran desarrollando y analizando la aplicabilidad de las denominadas stablecoins. Entre las más conocidas se encuentran Tether, USDcoin, TrueUSD, Gemini y Libra (Facebook). Algunas de las razones por las cuales se explica la reciente proliferación de este tipo de proyectos son:

1 – La posibilidad de transaccionar en una moneda fija estable representa una mejora importante para los ciudadanos en regímenes monetarios inestables. Los ciudadanos pueden escapar efectivamente de sus monedas hiperinflacionarias.

2 – Generación de oportunidades para el sector no bancarizado y su interacción con la economía tradicional. Integración de sectores no bancarizados al sistema financiero mediante fácil acceso a pagos de servicios digitalizados.

3 – Los procesos de innovación digital y la aparición de aplicaciones descentralizadas con menores costos de transacción resultan un excelente marco para la utilización de este nuevo tipo de activo digital.

Dentro de las plataformas, los bitcoins comprados se pueden mantener ahorrados, pero también pueden ser enviados a otro usuario en cualquier parte del mundo

Sin embargo, cabe mencionar que no resulta posible no detenerse en aspectos claves para el lanzamiento de este tipo de sistemas tales como la normativa regulatoria, los riesgos de impacto sistémico, el financiamiento de actividades criminales, la seguridad y privacidad de los usuarios, entre otros.

Es importante rescatar el atractivo de las stablecoins para los mercados emergentes donde la inflación anual puede superar más del 20%, proporcionando la oportunidad de proteger el dinero y comercializar mediante un medio estable. Tal como ocurre en nuestro país, podría resultar una excelente alternativa como resguardo ante la inflación.

¿Cómo enviar, recibir y pagar con bitcoins? Dentro de las plataformas, los bitcoins comprados se pueden mantener ahorrados, pero también pueden ser enviados a otro usuario en cualquier parte del mundo. Cada billetera de criptomonedas tiene una dirección alfanumérica única. Este código opera, al hacer transferencias, como el CBU de una cuenta bancaria, aunque con validez mundial. Así, para mandar bitcoins a otra persona que tenga una billetera, basta con indicar la cantidad a transferir y el código único del receptor. Y para recibir bitcoins, se le debe enviar a quien paga el código propio, lo que se obtiene en un simple clic en cada plataforma, incluso en forma de código QR. La acreditación es casi inmediata.

Del mismo modo que el ahorrista depositó pesos para recibir bitcoins, en cualquier momento los «criptoactivos» se pueden liquidar en el mercado para recorrer el camino inverso al inicial. Es decir, recibir los pesos equivalentes (según el precio de mercado del momento) y retirarlos de la billetera. Para esto, las plataformas ofrecen en general la posibilidad de enviarlos por transferencia a una billetera virtual (como Mercado Pago, Ualá o Naranja X) o bien a una cuenta bancaria propia. Y, en algunos casos, también es posible recibirlos en efectivo en locales habilitados.

¿Y si me hackean la clave? La wallet es única para cada usuario y para cada criptomoneda.

Hay niveles de seguridad variados para proteger estos fondos. Pero si perdés tu clave privada hay metodologías para recuperarla. Los casos de la gente que lo ha perdido todo son porque no han tomado las medidas necesarias de seguridad.

Antes de invertir es indispensable investigar, informarse, entender los conceptos básicos del funcionamiento de las criptomonedas

¿En qué se diferencia una wallet de un exchange? Una wallet es una billetera única para cada usuario y para cada criptomoneda. Un exchange es como la casa de cambio. Si las comisiones son similares, por practicidad conviene comprar y vender en el mismo exchange. Si las comisiones varían mucho, allí conviene comprar en uno y vender en otro. Pero ojo al piojo, porque si la casa de cambio quiebra y el dinero estaba ahí, se pierde, por eso es clave no meterse en cualquier lado.

¿Por qué dicen que bitcoin es una inversión a largo plazo? Porque los grandes bancos de inversión de todo el mundo, los family offices, los fondos, las multinacionales que cotizan en Bolsa y hasta los millonarios más grandes del mundo empiezan a invertir en bitcoin como reserva de valor y para protegerse de la inflación. Es decir, un activo que va más allá de la especulación y puede integrarse en una cartera de inversión a largo plazo.

¿Si hay recesión mundial sube el bitcoin? Con la economía mundial nuevamente en recesión y la emisión monetaria en valores nunca antes vistos, el bitcoin se consolida como la alternativa superadora al sistema monetario. Inflación, restricciones y pérdida de confianza en las monedas son algunos de los problemas que el bitcoin se ha propuesto resolver. Los cambios frecuentes en las reglas de juego financiero para poder elegir formas de ahorro o de inversión de valores desestabilizan el poco o mucho excedente que puede ser destinado a futuro.

Con la economía mundial nuevamente en recesión y la emisión monetaria en valores nunca antes vistos, el bitcoin se consolida como la alternativa superadora al sistema monetario

¿Qué hacer antes de invertir? Antes de invertir es indispensable investigar, informarse, entender los conceptos básicos del funcionamiento de las criptomonedas, y luego no invertir más dinero del que se está dispuesto a perder, recordando la importancia de diversificar nuestras inversiones para así reducir el riesgo que implica apostar a la rentabilidad de un solo activo.

La mejor inversión es educarse, invertir tiempo en aprender y no invertir dinero en algo que no se sabe cómo funciona. El ambiente cripto es muy dinámico, cambia literalmente todos los días, y por eso es tan importante entender sus fundamentos para luego poder mantenerse actualizado.

¿Cuántas criptomonedas existen y cómo saber cuáles son las más confiables? El IEBS, la Escuela de Negocios de la Innovación y los Emprendedores, hizo un ranking de las diez criptomonedas más famosas:

1 – BITCOIN. Seguramente el bitcoin sea la criptodivisa o criptomoneda de la que más has oído hablar. La razón de la fama de esta moneda digital es que es la pionera. En 2008 fue creada por varias personas bajo el nombre de Satoshi Nakamoto. Por supuesto, en su lanzamiento no tenía el valor que posee ahora y la mayoría tampoco podía llegar a pensar que alcanzaría estos datos.

Sin duda esta moneda se ha posicionado como líder en el mercado digital. Sin embargo, ha sufrido grandes altibajos y resulta complicado saber cuándo va a subir o a bajar. Por ello te proponemos otras criptomonedas a las que merece la pena prestar atención.

2 – RIPPLE. El ripple (XRP) para muchos expertos es el sucesor del bitcoin porque esta moneda digital fue creada por los antiguos desarrolladores del bitcoin con el objetivo de mejorar las prestaciones.

Al igual que el bitcoin, el ripple se trata de un sistema totalmente seguro y encriptado cuya información de las transacciones son públicas pero la información del pago no. Es decir, es un sistema confidencial donde el emisor y receptor son los únicos que disponen de la información y del código que la desencripta.

Tras el gran crecimiento que vivió en 2017, en 2018 vivió una caída importante, a pesar de mantenerse todavía en positivo.

3 – LITECOIN. Creada por el exempleado de Google, Charlie Lee, en 2011, el litecoin fue lanzado como una alternativa al bitcoin. “Mi visión fue que la gente usaría litecoin todos los días para comprar cosas. Simplemente sería el método de pago de elección”.

Tiene un límite superior al bitcoin y actualmente existen cerca de 60 millones de litecoin en circulación. Por este motivo, son muchos los expertos que apuestan por esta criptomoneda en el futuro.

4 – ETHEREUM. El ethereum y el ether fueron en 2017 una de las criptodivisas más rentables, y es una alternativa basada en tecnologías como Aragon o Stox. Es la segunda divisa digital en términos de capitalización, por eso se la considera una gran alternativa al bitcoin.

En 2018 la tendencia al alza de esta criptomoneda se mantuvo hasta conseguir su máximo histórico en los $1.423 a principios de año.

Lo que más destaca es su consolidado desarrollo de aplicaciones y la utilización de contratos inteligentes, por lo que se trata de un proyecto de blockchain más ambicioso que bitcoin.

5 – NEO. El neo o el «ethereum de China» fue creado en 2014 por Da Hohgfei, que quería tranquilizar sobre los temores de las criptomonedas en su país. Por aquel entonces, el Gobierno Chino anunció un mayor control sobre el sector monetario digital y prohibió a las ICO gestionar libremente. Desde luego, neo es una divisa digital a la que no podemos perder de vista.

Una característica que puede hacer que te decidas por esta moneda es que permite construir aplicaciones descentralizadas, así como contratos inteligentes; además neo es indivisible, no como ETH.

6 – MONERO. El elemento diferenciador de la criptomoneda monero es su anonimato. En su filosofía, monero permite que cada transacción sea totalmente anónima, incluido el remitente, el destinatario y el volumen de la transacción. Para muchos esto supone un problema porque se cree que beneficia a los ciberdelincuentes.

A diferencia del bitcoin y el litecoin, no tiene un suministro fijo de monedas. Una opción que tampoco debemos desperdiciar. Según expertos, monero tiene perspectiva de vivir su mayor crecimiento y podría llegar a los $50.

7 – DASH. El dash es otra criptomoneda peer-to-peer, como el bitcoin, pero que integra funcionalidades más avanzadas, como, por ejemplo, las transacciones instantáneas y las transacciones privadas. Lo bueno de la criptomoneda dash es que es una moneda digital que vive momentos volátiles y se puede adquirir a muy buen precio.

8 – IOTA/ MIOTA. La iota subió mucho tras el anuncio de su asociación con Microsoft e incluso la impulsó a convertirse en una de las criptodivisas más valiosas. Su gran diferencia frente a las otras es que no tiene tarifas comerciales, ni mineros o bloques. Por lo que ya no se precisan los llamados mineros, donde se exige una gran cantidad de potencia de cómputo y gran cantidad de monedas. Aquí en cada transacción se da poder para validar otras dos transacciones, haciendo a los propietarios de la iota los propios mineros de la cadena.

9 – NEM. Nem, creada en 2015, como muchas criptomonedas, utiliza la tecnología blockchain para su gestión. Su elemento más innovador es que permite enviar mensajes, registrar nombres o crear cuentas con varios titulares. A la hora de invertir, es considerada una criptomoneda “low cost” por el poco precio con el que ha cerrado el último año.

10 – CARDANO. El sistema de bloques Cardano es relativamente joven, de ahí su desconocimiento popular, pero sin duda promete. El proyecto nació en 2015 de la mano de destacados académicos e ingenieros y no ha sido una realidad hasta finales de 2017.

Lo que llama la atención de esta moneda es su división en dos capas: una capa de pagos donde se ejecutan las transacciones y otra donde se llevan a cabo las aplicaciones y contratos, la llamada capa de computación.

SEGUÍ LEYENDO:

El Gobierno confirmó que aumentará un 50% la ayuda a empresas en crisis por la pandemia: cuánto aportará por cada trabajador
“La situación es pésima”: las empresas de turismo advierten por el riesgo de quiebras y pidieron que vuelva el programa ATP
Ualá y Corporación América a punto de cerrar el traspaso de Wilobank, el banco digital que fundó Eduardo Eurnekian

Be First to Comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *